Special Request - Bedroom Tapes [Houndstooth]

    • Special Request - Bedroom Tapes [Houndstooth]

    “Ya sabéis, si os cambíais de casa, mirad antes bien en las cajas viejas; nunca se sabe…”.

    Y de repente resulta que el bueno de Paul Woodford, en una mudanza doméstica, descubre una vieja caja que contiene en su interior unas polvorientas, pero bien conservadas, cintas de cassette. Cuando el de Leeds escucha lo que contienen se reencuentra, así de sopetón, con sus impulsos creativos de juventud, y por ello más abiertos e ingenuos que, por supuesto, lo de ahora tras tantos años de carrera en las lides de la música electronica. Todavía alucinando ante lo sucedido -y ya transmutado en su aka Special Request- el artista británico decide recuperar y aprovechar dicho material y, bajo el título de ‘Bedroom Tapes’ darle salida a través del sello Houndstooth, y eso es lo que ahora tenenos entre manos y orejas. 

    Alguno de los ocho temas que contiene este álbum -se le puede llamar retrospective y remasterizado- ya fueron publicados en su momento por el sello techno de UK, Blue Basique y son, por encima de lo demás, un retrato íntimo y casi de adolescencia de un chaval que soñaba con ser DJ y productor en un momento clave de su desarrollo creativo. Lo primero que llama la atención, tras la escucha de los cortes, es el cuidado con el que se han tratado las pistas para que conservaran su esencia original. El mimo con el que el maestro Matt Colton, en el estudio alemán Metropolis- las ha tratado es digno de mención y encomio. 

    En dos LP de vinilo se extienden estos ocho pasajes que parecen querer trasladarnos a aquellos años de jovial pasión musical por algo que se puede encasillar como electrónica ambiental, satinada y hecha para flotar -en el caso de ‘Panaflex Sunrise’-; electro primigenio, escapista y sintetizado -‘Pineal Gland’-; ensoñaciones armónicas y ritmicas con ínfulas club –‘Entropy’-; house tecnificado, con evidente background IDM –‘Xenospin’ y ‘Phosphorescence’, como temas más reseñables de un notabilísimo disco.

    En fin, un delicia de joya sonora que sive para conocer más a Paul Woodford aka Special Request y, sobre todo, para entender mucho mejor toda su feliz y celebrada evolución musical. Ya sabéis, si os cambíais de casa, mirad antes bien en las cajas viejas; nunca se sabe…

    Tags