The Primitive Painter - The Primitive Painter [Apollo Records]

The Primitive Painter - The Primitive Painter [Apollo Records]

    • The Primitive Painter - The Primitive Painter [Apollo Records]

    “Y recordar, son grandes fans de Mr. Fingers, ¿a qué se les nota?”.

    ¿Os acordáis de Acid Jesus? Seguro que de Alter Ego y su explosivo ‘Rocker’ sí. Paralelamente –en el caso del primer proyecto- y de forma posterior -tratándose del segundo- los geniales Roman Flügel y Jon Elling Wuttke estuvieron un tiempo breve, y nada exitoso, produciendo música tras el aka de The Primitive Painter. El caso es que ahora el sello Apollo, dependiente de R&S Records, ha decidido reeditar el único trabajo en largo formato que esta famosa pareja de productores alemanes sacó a la calle, en 1994, bajo dicho alias, a través de Klang Electronik. En su momento el álbum –de título homónimo- no tuvo apenas repercusión y del que solo se editaron 500 copias de las que aún se pueden encontrar ejemplares en Discogs. 

    Parece que la IDM original que plantean los temas de este ‘The Primitive Painter’ cobra ahora mayor interés. Es como si la fijeza, brillo y esplendor aportado en esta reedición le hubiera sentado mejor que bien. Y hasta procurado una segunda vida seguramente merecida. Los once cortes que contiene el LP ahondan en una electrónica ambiental, meticulosa y escapista que nada tiene que ver con el sonido que estos dos músicos han venido desarrollando en los proyectos antes referidos; aunque de Roman Flügel ya conocíamos su querencia hacia este tipo de ritmos melódicos y sosegadores desde lo sintetizado. Ecos a KLF –como en ‘Levitation’- y Art Of Noise -en la bella y acunadora ‘Hope’-; a Brian Eno –‘Cathedral’ o en ‘Invisibles Landscapes’- y, cómo no, a los Felt y al movimiento C86 del que se consideran herederos. No obstante es en la ácida, clubby y saltarina ‘Disfigured Phantasy’ y en la encantadora y algo difusa ‘A pagan place’ en las que Roman y Wuttke lucen en todo su esplendor.

    En fin, un notable álbum de los dos maestros de Frankfurt que, felizmente, han recuperado los amigos de Apollo Records para que sea disfrutado como merece –en su justa medida- y por más gente, que siempre es importante. Y recordar, The Primitive Painter son grandes fans de Mr. Fingers, ¿a qué se les nota?

    Tags